Cómo gestionar tu empresa ante una época de crisis

Posiblemente hayas escuchado hablar en las últimas semanas que se acerca una nueva crisis, mini recesión, o desaceleración económica a nivel global. No nos ha dado tiempo casi ni de olvidar la última, que ya tenemos otra encima. 

Las crisis son cíclicas, van y vienen cada cierto tiempo a nivel mundial, unas pegan más fuerte otras más flojo, pero llegan. ¿Y sabes qué? Ni tú ni yo lo podemos detener, es decir, está fuera de nuestro control. Pero hay algo que sí que podemos hacer. Estar informados, saber qué hacer en estos casos, ser previsores, prepararnos con un plan de acción, y lo mejor es hacer las cosas bien siempre desde la base, con crisis y sin crisis. Solo así podrás afrontarla y evitar que te tumbe. 

Así que hoy te traigo varios puntos que debes tener controlados para afrontar una posible desaceleración económica. Esta es la diferencia entre empresas que siguen en pie y negocios que se ven obligados a cerrar. 

ESTOS SON ALGUNOS ESCENARIOS QUE SE DAN ANTE UNA RECESIÓN 

Los proveedores entran en desconfianza, porque saben que muchos clientes no podrán pagar.

Notamos que las ventas caen y por tanto nuestra facturación también. Además intentamos mantenerlas bajando nuestros márgenes.

 – Observamos que no hay tanto movimiento, los clientes son previsores y no compran o no pueden comprar. Si alguno compra no les podemos servir porque no podemos darle crédito. Quizás no pueden pagar por anticipado, ni entienden el por qué le pedimos que paguen por anticipado. 

Los bancos dejan de dar créditos. Esto nos provoca problemas de financiación para cubrir nuestra falta de tesorería, y una de las principales causas de quiebra de una empresa es su falta de liquidez. 

PARA ELLO, PODEMOS SEGUIR DIFERENTES ESTRATEGIAS. TE EXPONGO 3: 

Optimizar costes: Esta estrategia hay que hacerla con prudencia ya que una optimización sin una planificación clara podría llegar a afectar a la calidad del producto o servicio que ofrecemos. Y por otro lado podría llegar a afectar la credibilidad de la empresa, siendo su principal activo y el factor que más les cuesta construir a las PYMES.

Se trata de revisar toda tu CADENA DE VALOR, revisando todos los procesos internos y externos en búsqueda de la eficiencia. Podemos optimizar costes revisando los precios de los materiales y mercancía, de su transporte, explorar un cambio de localización, revisar costes logísticos en los envíos, de los embalajes de los productos, analizar los procesos de trabajo, etc. 

IMPORTANTE: No debemos confundir la optimización por la reducción sin planificación. Un error común, por ej. es eliminar la inversión en publicidad. Podemos reducir costes en este apartado, pero no eliminarlo, ya que la publicidad nos puede suponer una ventaja frente a la competencia en estos momentos de tanta incerteza. 

Por otro lado, algo habitual es plantearse reducir puestos de trabajo, pero ésto solo se debe hacer si se prevé que la caída va a ser a largo plazo y no sin antes haber revisado exhaustivamente todos los costes de tu empresa. Si no, te aseguro que no te saldrá a cuenta. Piensa que antes de despedir a un trabajador, tienes la opción de flexibilizar las jornadas laborales. 

Financiación: En un entorno de recesión, la fórmula menos difícil es la de negociar la financiación con tus proveedores. Incrementar el endeudamiento con las Entidades Financieras suele ser muy dificultoso y solo debemos hacerlo siempre que esperemos obtener un rendimiento y que ese beneficio supere los intereses de la financiación. De lo contrario, endeudarse no soluciona el problema a medio o largo plazo, entraremos en un flujo de caja negativo y en un bucle difícil de salir.

En este entorno, mi experiencia me lleva a afirmar que no deberíamos endeudarnos sino hemos analizado previamente la tendencia de nuestro mercado, la situación económica del entorno, los movimientos de nuestra competencia, haber analizado la Cadena de Valor y haber realizado un Plan Financiero. 

Fondo de emergencia: La mejor opción de todas es ser previsores, intentar entrar con un nivel de endeudamiento (apalancamiento) sostenible y AHORRAR para construir un fondo para lo malos tiempos. Con unos pocos ahorros y una buena planificación del negocio, tendrás más posibilidades de sobrevivir que tu competencia. 

Si te encuentras en esta situación puedes ponerte en contacto conmigo AQUÍ, estaré encantado de ayudarte. Si te ha servido de ayuda o crees que le puede ayudar a alguien de tu entorno, por favor no dudes en compartirlo para llegar a más personas que lo puedan necesitar.

Nos vemos en las redes > Linkedin e Instagram.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies